InicioEditorialLa Alianza Va por México no emociona a los priistas yucatecos

La Alianza Va por México no emociona a los priistas yucatecos

Published on

spot_img

Por Alejandro López Munguia

I.- La Alianza Va por México no emociona a los priístas yucatecos. Esa fusión tricolor con el PAN que impulsa con mucho vigor el ex Gobernador Rolando Zapata Bello no alcanza los niveles de emoción que espera su líder nacional, Alejandro Moreno, el famoso Alito. Y aunque alrededor de la cúpula nacional que rodea al campechano, se desgañitan por mostrar que están dispuestos y motivados a todo, la verdad es que, nada “mueve las almas de los alicaídos priístas yucatecos”, ni siquiera la presencia de Alito en la entidad. Lo que expongo es una realidad y para muestra un botón: durante el 4º Informe de Gobierno de Mauricio Vila Dosal, ni éste se tomó la foto oficial con Alito. Bueno, ni siquiera con Rolando. Las redes sociales fueron un congelador.

II.- ¿Por qué Alito Moreno no visitó la Casa del Pueblo?. ¿Por qué no hubo una reunión de la militancia priísta con su máximo líder nacional y la cúpula de Va por México?. La ocasión ameritaba una reunión de por lo menos 10 mil personas, como en antaño. ¿Será por qué el ex Gobernador de Yucatán ya no tiene ese tamaño de seguidores?. ¡Bueno ahí estaba la FENAMM, que encabeza la “corchalata” de Rolando para la dirigencia estatal del PRI, Hiselle Díaz!, ¿no tiene capacidad para convocar a 10 mil personas?. ¡Qué barbaridad!. ¿Y la CNOP, tampoco tiene ese liderazgo?. ¡De qué estamos hablando!. No hay liderazgo, puro humo y fotitos en las redes sociales.

III.- Los priístas de Yucatán no quieren ser “borregos” de esa cargada que los obliga a renunciar a su identidad revolucionaria con la que ganaron infinidad de elecciones, aplastando a la reacción (al PAN). Para Rolando Zapata este asunto es un tema meramente de estrategia electoral, lo cual nos lleva a pensar en que ha desterrado la doctrina que le infundió su rector político: Víctor Cervera Pacheco. ¡Imagine usted amable lector, cuántas veces habrá escuchado el joven Rolando al gran Cervera, que en su apogeo como Gobernador arengaba a los priístas, en especial a su equipo de colaboradores, a ganarle todos los espacios a los panistas, a esos a los que los tricolores consideraban como los reaccionarios de la derecha, los neoliberales pragmáticos que bajo su óptica solo buscaban el poder para saciar sus intereses económicos “aspiracionistas”, a costa del sufrimiento del pueblo yucateco!. Ya nada de eso tiene en la memoria el ex Gobernador. ¿O sí?.

IV.- ¿Pero qué quiere Rolando?. Para miles de priístas Rolando es el gran culpable de la derrota en el 2018. Ellos creen seriamente que Rolando le regaló la gubernatura al PAN, porque no quiso correr el riesgo de ser procesado por ningún priísta que ganara la elección. Su gobierno estuvo marcado por el saqueo indiscriminado de las arcas públicas y necesitaba un pacto que le cubriera las espaldas. No tuvo empacho en engañar a Liborio Vidal, a Jorge Carlos Berlín Montero, al propio Mauricio Sahui, se ensañó con Pablo Gamboa y boicoteó al “Gordito Marín”. Infló a verdaderas piñatas, y enredó todo en el PRI para que nadie jalara con el candidato a gobernador, todos se estorbaban, se robaban los millonarios recursos y como burla, postuló al más perdedor de los perdedores como candidato a la Alcaldía de Mérida para asegurar la derrota. Esa es la verdad histórica que los priístas de Yucatán tienen registrada en la memoria para siempre.

V.- Por eso, ahora que se presenta como el “gran estratega electoral” que le viene a dar viabilidad al PRI yucateco, los tricolores de a pie no responden (bueno, ni siquiera Roberto Rodríguez Asaf le entró al quite en el último llamado que le hizo). Le perdieron la confianza, lo conocen bien. ¿Qué hay en la mente de Rolando que además ha empoderado a sus amigochos del alma?. A Rolando no le importa lo que miles de priístas piensan de Víctor Caballero, y de los ex funcionarios millonarios de su gobierno, a los que impulsa para que arropen la Alianza que salva momentáneamente a Alito Moreno. Rolando cree que los priístas lo ven como si estuvieran viendo a Víctor Cervera Pacheco. Nada más erróneo que eso.

VI.- Entrando en el análisis de los alcances de la Alianza Va por México, con el PAN y con el PRD, ¿qué ganaría el PRI en Yucatán en la elección del 2024 en caso de concretarse?. La respuesta es simple: nada. El PRI como institución no ganaría nada. Eso sí, Rolando y su grupo ganarían dinero, posiciones y trato bonito en materia de negocios al amparo de la administración pública. De entrada, el ex Gobernador sería legislador federal por vía plurinominal. Creo que buscará ser Senador de la República y Alito se lo concederá. Desde allí, podrá operar con el posible Gobernador Panista lo ya mencionado. No creo que el PAN le ceda al PRI posiciones importantes para el proceso electoral del 2024. No lo necesita. El PAN no necesita al PRI para ganar la elección.

VII.- El PAN está en una posición cerrada, porque sabe que repartir el pastel con un partido que apenas llega al 8% de intención al voto es altamente perjudicial para ellos. Los panistas de Yucatán no quieren una alianza formal con el PRI. En especial, porque no quieren perder la confianza de sus militantes, ni mucho menos hacer enojar a sus simpatizantes. El voto duro del PAN sigue considerando a los priístas una “bola de rateros”. Y eso nunca lo van a quitar de su mente. Es parte esencial de su idiosincrasia. Tienen el poder y no van a compartirlo haciendo diputados locales y federales a la “gentuza” del PRI. Los panistas son muy pragmáticos y cuando tienen el poder no son empáticos, sobre todo si saben que pueden perder más que ganar.

VIII.- Una posible alianza entre el PRI y el PAN no la podría explicar el candidato panista. Y me refiero a Renán Barrera, un panista de cepa, de una ideología a prueba de todo. Él siempre ha dicho que estando entre priístas “hay que cuidar la cartera”. Y los panistas se lo celebran a rabiar. De hecho, un discurso criticando a los rateros del PRI levantaría enormemente la campaña de Renán Barrera. ¿Cómo podría explicar él que en la fiesta del arranque de campaña, aparezca un Víctor Caballero a su lado?. O imagine usted que aparezca Renán Barrera ante miles de panistas de todo el estado y a su lado Angélica Araujo?. Impensable, ¿verdad?. ¿Necesita todo eso Renán para ganar la elección del 2024 en caso de ser el candidato a Gobernador?. Piénsele.

IX.- Yo no sé en qué se basa Marko Cortés para afirmar que la sociedad les pidió que reconsideraran la Alianza con el PRI, una vez que Alito Moreno les traicionó para salvar el pellejo de las garras de la 4T, que ya estaban a punto de apresarlo y procesarlo por enriquecimiento inexplicable y quién sabe cuántas cosas más le descubrió y exhibió, la Gobernadora, Layda Sansores. Por cierto, con ella, el Gobernador Mauricio Vila, sí se tomó la foto oficial, durante su 4º Informe de gobierno. ¿Por qué Marko tiene esa fijación con Alito?, ¿qué le ve?, ¿por qué se deja engañar tan fácilmente?. ¿Acaso no sabe Marko que “el que traiciona una vez, traiciona dos veces”?. Parece político de kínder.

X.- Para unos cuantos, esto que pretende hacer Rolando Zapata con el PRI yucateco, es de “grandes vuelos”. Pero la verdad es que nada ganan los priístas de Yucatán, con el empoderamiento de él y de su grupo. Porque el fracaso del PRI está ligado a su nombre. No sé si el desprestigio le causa dolor de estómago, pero ha de ser muy difícil transitar por la vida y saber que 9 de cada 10 priístas, lo señala con el dedo como el gran culpable de la pronta desaparición del PRI. Miles de priístas perdieron su empleo y con ello, su plan de vida se fue al caño. Mauricio Vila respetó el pacto. Pero en caso de que un Moreno llegue a la gubernatura, nadie sabe, en especial si es un priísta transformado con el alma herida. De encontrarse con este escenario, el Senador Zapata Bello se defenderá como sabe hacerlo, con “grandes estrategias”, o sea, acuerdos. “Los hijos de este mundo son muy hábiles y brillantes”. Para eso serviría la Alianza Va por México, capítulo Yucatán.

La neta del planeta.- El Ex Gobernador de Yucatán Rolando Zapata está muy activo haciendo los amarres políticos que considera son buenos para sus intereses y para su grupo político. Pero debe considerar que en este escenario, no juega solo. La historia le recuerda su triste papel como activo actor político en el 2018. Y eso no se borra así nada más. Su alianza con Alito Moreno lo coloca en una situación incómoda, porque el país vive una transformación de fondo. Ya no queremos más corrupción, ni más corruptos en escena. Pero bueno, así es la vida.

Noticias

SE VENDE CASA EN 5 COLONIAS MÉRIDA

Terreno 45m2 Construcción 59 m2, Dos plantas, $790,000

CASA EN VENTA BACA YUCATÁN

SE VENDE CASA. BACA YUC. $ 890,000 350 M2 TERRENO 65 M2 CONSTRUCCIÓN

SE VENDE EN MOTUL

SE VENDE CASA EN MOTUL TERRENO 450m2 CONSTRUCCION 55m2. $590,000

CASA EN VENTA TELCHAC PUEBLO YUC.

SE VENDE CASA EN TELCHAC PUEBLO. SALA, COMEDOR, COCINA, 1 BAÑO, 2 RECÁMARAS. TERRENO...